Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acepto
  1. Inicio
  2. Noticias
  3. Piritaurus, un proyecto que nace para buscar la excelencia en la carne de vacuno
De izquierda a derecha: Luis Cabrero, de Cabrero e Hijos, y Juan Antonio Pradel, de Cárnicas Pradel, impulsores del proyecto.
De izquierda a derecha: Luis Cabrero, de Cabrero e Hijos, y Juan Antonio Pradel, de Cárnicas Pradel, impulsores del proyecto.

Piritaurus, un proyecto que nace para buscar la excelencia en la carne de vacuno

Juan Antonio Pradel, de Cárnicas Pradel, y Luis Cabrero, de Cabrero e Hijos, son los impulsores de Piritaurus, un proyecto que nace en Tardienta (Huesca) con el objetivo de encontrar la excelencia en la carne de vacuno.

El proyecto, nos explica Juan Antonio Pradel, tiene un doble objetivo. Por un lado, la cría para sacrificio de hembras de cinco razas bovinas ibéricas -Maronesa, Barrosa, Cachena, Parda de Montaña y Pirenaica- con el objetivo estudiar cómo afecta en la calidad de la carne de las distintas razas la alimentación, su entorno y biodiversidad. El segundo objetivo, es la cría de bueyes de diferentes razas de la Península Ibérica.

“Solo queremos criar razas autóctonas y más aún si están en peligro de extinción, esa es la base. Por eso nuestro lema es ‘El futuro está en el pasado’”, puntualiza.

La búsqueda de la excelencia en la carne de vacuno que persigue este proyecto, cuenta Juan Antonio Pradel, surge de lo aprendido en ‘Fisterra Bovine World’, una iniciativa similar de la gallega Discarlux, centrado en la cría en paralelo de razas mundiales.

La venta de todos los animales de Pritaurus será comercializada a través la línea de supermercados y cash&carry Altoaragón, enseña comercial de Cabrero e Hijos, así como también de la mano de Cárnicas Pradel como agente comercial. “Queremos servir a los mejores restaurantes, a nivel local y regional, a tiendas especializadas y carnicerías”, concluye.

Comentarios (0)

No hay comentarios escritos aquí
Haz tu comentario

Haz tu comentario

  1. Publicar comentario como invitado.
Archivos adjuntos (0 / 3)
Compartir su ubicación

Enlaces patrocinados