Inicio / Noticias / Envase para carne de ave elaborado con lino y cáñamo
El nuevo envase de lino y cáñamo

El nuevo envase de lino y cáñamo

Envase para carne de ave elaborado con lino y cáñamo

El Instituto Tecnológico del Embalaje, Transporte y Logística (Itene) acogió una  conferencia de difusión de resultados del proyecto europeo Traysrenew, que cuenta con el apoyo del VII Programa Marco de I+D+i de la Unión Europea.

El consorcio del proyecto ha presentado los resultados en la investigación y el desarrollo de una solución de envase para productos derivados de carne de ave. Esta iniciativa se ha centrado en la creación de un innovador sistema de envase alimentario capaz de sustituir los materiales de envase convencionales basados en recursos no renovables, que fue expuesto a los asistentes durante la cita.

En concreto, el consorcio del proyecto ha realizado el desarrollo de una bandeja termoformada y una tapa empleando en la investigación un material compuesto biodegradable reforzado con fibras de lino y cáñamo.

Entre los resultados principales presentados, la empresa coordinadora del proyecto Termoformas de Levante, y su director gerente, David Mas, ha destacado “los datos positivos que se han obtenido en el envasado de la carne de pollo con este nuevo sistema”, asegurando que los “test realizados al nuevo envase cumplen con las expectativas marcadas por el consorcio del proyecto”, comentó.

Los diferentes ponentes, entre los que han destacado investigadores del centro Tecnológico Itene y la Universidad del País Vasco, así como la empresa holandesa Rodenburg Biopolymers, hablaron de las prestaciones mejoradas logradas con el uso de fibras naturales como materiales de refuerzo.

En concreto, los nuevos materiales permiten mejorar las propiedades actuales de los bioplásticos mediante el desarrollo de un material compuesto, que no sólo alcanza las propiedades de los materiales convencionales, sino que en algunos casos las mejora. Por ejemplo, presentan buenas propiedades barreras, siendo  capaz de cubrir las necesidades de conservación de productos cárnicos como el pollo en las mismas condiciones que los materiales convencionales procedentes de fuentes no renovables.

El nuevo material y el envase obtenido cubren también la calidad y seguridad alimentaria exigidas por la carne de ave, producto seleccionado como muestra de estudio en este proyecto debido a su potencial crecimiento. Su precio competitivo respecto a otras carnes y la fuerte preferencia de los consumidores llevarán sus niveles de producción en la Unión Europea a 12,5 millones de toneladas en 2020, según las estimaciones a largo plazo de la Comisión.

Subscribirme
Notificar
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

Más noticias sobre...

Ir arriba